Hoy tengo ganas de ti

Hoy tengo Herz corganas de ti. Te sentimos nuestro. Más nuestro no puedes ser. Y no porque lo digamos nosotros, sino porque así lo has decidido tú. Porque contigo, ya no somos lugar, sino destino. Lo que nos apasionó de ti desde el principio es que fueras un arma de seducción pasiva, que nos volvieras locos sin prácticamente pestañear. Cada día despertamos dando las gracias por el regalo que el destino nos ha hecho, dejándonos disfrutar de ti durante veinticuatro horas más.

Hoy tengo ganas de ti. BiomBox© significó para nosotros un flechazo instantáneo con el que pudimos ver con claridad un futuro aún más prometedor para el sector de la biomasa. Fueron muchos los motivos que nos enamoraron, y es que sabíamos que esta cabina representaba una reducción del coste de implantación para el cliente en comparación a instalaciones convencionales, así como un corto plazo de ejecución, la ausencia de obra civil, la fácil ampliación, un mayor control de calidad,…

Hoy tengo ganas de ti. Sabíamos que este significaría un cambio en nuestro día a día, pero también estábamos convencidos y  motivados de que era para bien, no solo por lo comentado anteriormente, sino porqué detectamos que este tipo de solución se había convertido en una necesidad para el sector. Es entonces cuando decidimos apostar por el que hasta el momento era un amor a primera vista, y empezar una relación con esta idea y con el principal objetivo de mejorarla día tras día.

El flechazo propiamente dicho, surgió al detectar una necesidad que se había convertido ya en habitual, pues muchas eran las personas que tenían la voluntad de hacer el cambio a la biomasa, pero no podían por falta de espacio en sus instalaciones y, como consecuencia, tener que asumir una gran inversión en obra civil.

Éramos conscientes de que las salas de calderas modulares representaban un cambio en la filosofía del sector, pero a su vez, sabíamos que era muy necesario para abrir nuevos horizontes y ampliar el abanico de posibilidades que nos brinda el mundo de las renovables. La relación con BiomBox© acabo prosperando, con sus primeras referencias de éxito. Empezaba a lograr aquello por lo cual floreció, que era brindar la oportunidad a muchos para realizar aquello que querían desde hace tiempo, el switch a la biomasa. Y además, pudiéndolo customizar a su gusto y a su entorno.

Ya son varios los años de relación con BiomBox©, y el amor sigue más vivo que nunca, seguramente debido a que, se ha alimentado de mejoras constantes que han reforzado día a día los valores añadidos de una solución y un concepto diferentes.

A día de hoy, BiomBox© representa ya una gran familia con más de 70 unidades que suman un total de 25.000 kW instalados, repartidos por el territorio nacional e internacional; tardan muy poco en independizarse, normalmente no duran más de 30 días en nuestro hogar,… Los pequeños de la casa están entre los 60 y 100 kWt (gama compact), de 130  hasta 300 kWt (gama plus), y los grandes, que llegan hasta los 1.000 kWt con nuestro formato estrella, el skid.

Nos hace ilusión también, hacer mención especial al compañero incansable de la cabina energética, el SiloBox©, que siempre sabe a la perfección las necesidades que tiene el proyecto a nivel del biocombustible. SiloBox© mantiene la filosofía de la familia en todos sus aspectos, y consigue preservar las propiedades de la biomasa en su plenitud.

Hoy hacemos uno y cada uno de nosotros se multiplica por dos. Es lo que tiene ser nuestro, tan tuyo y tan de nosotros. Que para escribirte, describirte y prescribirte ya no nos hace falta ni siquiera la palabra amor.

#ILoveBiomBox